Hospital Por Olga Prieto Lunes, 29 Diciembre 2014 14:49
INNOVACIÓN

El hospital de Salamanca implanta un ventrículo artificial a una paciente con insuficiencia cardiaca grave que no podía ser trasplantada

Sólo seis pacientes más se han beneficiado en España de una técnica utilizada por segunda vez como tratamiento definitivo, y no como paso previo a un trasplante

Vote este artículo
(0 votos)
El consejero de Sanidad y el gerente del hospital visitan a la paciente. El consejero de Sanidad y el gerente del hospital visitan a la paciente.

Sentada tranquilamente en un sillón, la paciente recibía con un espléndido aspecto a autoridades y medios de comunicación. "Me han peinado y maquillado, estoy estupendamente; no me dejan parar", comentaba con humor. Hace poco, sus perspectivas de vida eran "muy limitadas". El pasado verano, sufrió un infarto "bastante extenso" en la cara anterior del corazón y los especialistas le colocaron varios 'stent', pero su evolución fue "muy mala", y en los días posteriores "debutó con insuficiencia cardiaca". A pesar de los dispositivos y de las terapias utilizadas para mantener 'a raya' la enfermedad, llegó a ingresar cada quince días para recibir tratamiento intravenoso.

Hace un par de meses, el equipo que la trata en el Complejo Asistencial de Salamanca determinó en sesión clínica que la única posibilidad de mejorar su calidad de vida y ampliar su escasa esperanza de vida era la implantación de una asistencia ventricular, dado que su edad -73 años- hacía inviable un trasplante cardiaco. "El jefe de Cardiología y el gerente del hospital me comentaron esta situación y la opción de introducir esta técnica, cuya realización ha sido posible gracias a la participación de profesionales de muchos servicios, entre ellos los de Cirugía Cardiaca, Cuidados Intensivos, Anestesia y Reanimación y Enfermería", destacaba esta mañana el consejero de Sanidad de Castilla y León, Antonio María Sáez Aguado, quien aclaraba que ésta es la primera vez que se implanta "un ventrículo artificial" a un enfermo con insuficiencia cardiaca (IC) grave en la Comunidad y una de las pocas veces que se ha utilizado este procedimiento en España.

Ventriculo-artificial-AEn concreto, la séptima. Así lo ha confirmado el doctor Pedro Luis Sánchez, responsable de Cardiología, quien ha reconocido la "ilusión" con la que se ha trabajado en este proyecto y ha explicado que hasta ahora la intervención se había efectuado en cuatro ocasiones en Pamplona, una en La Coruña y otra en Valencia; casi todas como "puente" a un trasplante de corazón, excepto en uno de los afectados de Pamplona y en el caso de la paciente del hospital salmantino -la primera mujer y la de más edad-, para quienes esta asistencia ventricular se ha planteado como tratamiento definitivo.

Dentro de la caja torácica

Como han explicado hoy los especialistas y el máximo responsable sanitario de la región, el dispositivo de asistencia ventricular (DAV) implantado -llamado Heartware y que tiene un coste cercano a los 100.000 euros- es el ventrículo artificial de menores dimensiones, sólo pesa 120 gramos y consta de una bomba que se ancla en el vértice inferior del corazón y se conecta a la arteria aorta. Actúa sustituyendo la función ventricular mediante un mecanismo de flujo continuo que extrae la sangre del ventrículo izquiero y lo bombea a través de una conducción hacia la aorta para que la sangre pueda distribuirse por todo el cuerpo.
Imagen de los componentes del DAV.

Según han aclarado los doctores Sánchez y González Santos, jefe de Cirugía Cardiaca, en este caso, y dadas las características de la paciente -una mujer menuda y de poco peso- se optó por un dispositivo de tercera generación que, por su pequeño tamaño, puede colocarse dentro de la caja torácica y dentro del pericardio. Además, y aunque es posible su implantación mediante una esternotomía, en este caso se ha optado por una técnica menos agresiva, en base a un sistema de circulación extracorpórea, "aprovechando la experiencia" adquirida por los profesionales del hospital de Salamanca en Hanover, con cuyos especialistas se ha llevado a cabo la capacitación para incorporar este novedoso procedimiento. En total, la intervención se prolongó durante unas dos horas y media.

Ventriculo-artificial-bLa bomba del dispositivo de asistencia ventricular está conectada a un controlador a través de un cable que sale a la altura del abdomen y que recibe la alimentación necesaria para que la bomba funcione mediante dos baterías o a partir de un enchufe convencional, un mecanismo portátil que pesa cerca de 1,5 kilos y del que la paciente no podrá separarse. En estos momentos, la evolución de la paciente es satisfactoria, aunque se prevé que permanezca hospitalizada dos semanas más para completar el proceso y para que pueda acostumbrarse "a cambiar las baterías y a curar la pequeña herida de la piel abdominal por la que sale el cable".


Mejora de la supervivencia y la calidad de vida

Respecto a los resultados de esta avanzada tecnología, la afectada ganará "en calidad de vida, en autonomía" y, sobre todo, en esperanza de vida. La experiencia existente refleja una supervivencia que ronda los "seis o siete años", un logro importante en pacientes que, por su situación, tenían una perspectiva "de pocos meses", tal y como recuerdan los especialistas del complejo hospitalario salmantino, que aseguran que éste no será "un caso aislado" y que la técnica, "de alta eficacia terapéutica, se podrá incorporar "de forma progresiva" a la cartera de servicios, con una estimación de entre ocho y diez intervenciones anuales.

En términos similares se ha manifestado el consejero de Sanidad de Castilla y León, quien ha matizado que la inclusión de este tipo de procedimientos novedosos entre las prestaciones de la Sanidad pública "no está suficientemente definida, porque son innovadores, pero se incorporarán de manera paulatina". En este sentido, ha resaltado que el de la Cardiología y la Cirugía Cardiaca "es un ámbito de mucha innovación que no sabemos cómo va a evolucionar", aunque ha afirmado que el "compromiso" de su departamento es que cuando una técnica "muestra su eficacia" se incopora a las prestaciones de Sacyl.

Un ejemplo del "nivel" del hospital

Para Sáez Aguado, la intervención desarrollada en el Complejo Asistencial de Salamanca "pone de relieve el peso, la importancia y el nivel de calidad y de prestaciones que existe en la Sanidad pública de Salamanca y en este centro", y demuestra "que cuando no existen otras alternativas la innovación es fundamental". Proyectos como éste, ha añadido, suponen "un empuje para el hospital y para la actuación integrada de distintos servicios", y ponen de manifiesto que en tiempos "en los que se habla de muchos recortes somos capaces de incorporar nuevas cosas y de seguir trabajando en la mejora de la calidad asistencial".

Deja un comentario

No está permitido escribir comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes. Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

*Campos obligatorios.