Centros de salud Por S. A. D. Domingo, 07 Noviembre 2021 14:29
COP26

Pediatras y médicos de familia alertan de que estamos en 'código rojo' para un futuro saludable

La AEP y semFYC recuerdan que el 36% de la carga global de enfermedad en los menores de 5 años es atribuible a factores ambientales

Vote este artículo
(0 votos)
Pediatras y médicos de familia alertan sobre las consecuencias del cambio climático para la salud de la población / FOTOS: Pixabay Pediatras y médicos de familia alertan sobre las consecuencias del cambio climático para la salud de la población / FOTOS: Pixabay

Coincidiendo con la Conferencia Global 2021 sobre Salud y Cambio Climático, la COP26, que se celebra en Glasgow (Escocia, Reino Unido), la Asociación Española de Pediatría (AEP) y la Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria (semFYC) han hecho un llamamiento conjunto a los líderes españoles y representantes mundiales para que asuman las medidas oportunas y necesarias para limitar el calentamiento global a 1,5 °C.

De este modo, solicitan que se evite "la inminente catástrofe sanitaria" integrando la salud humana y la equidad como ejes fundamentales en todas las acciones y políticas de mitigación del cambio climático y de adaptación al mismo.

La AEP y la semFYC son dos sociedades médicas españolas adheridas a la Carta del clima saludable, un posicionamiento de la comunidad sanitaria mundial promovido por la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Alianza Global del Clima y la Salud (GCHA, por sus siglas en inglés) dirigido a los líderes y delegaciones nacionales participantes en la COP26.

Ambas organizaciones hacen un llamamiento al resto de las sociedades médico-científicas y a los profesionales sanitarios españoles a que se unan a la movilización con el objetivo de impulsar a los representantes nacionales e internacionales a adquirir un compromiso con la salud medioambiental global, una cuestión que este sábado se abordó durante una sesión monográfica en el seno de la Conferencia Global y que debe desembocar, el 9 de noviembre, en la presentación de un paquete de compromisos por parte de los países participantes.

A ojos de la semFYC y la AEP, los profesionales sanitarios tienen una oportunidad única de brindar aportaciones decisivas en favor de la salud medioambiental. "El 90% de los profesionales de la salud creen que deben alzar la voz para exigir acción climática. La COP26 es la primera cumbre mundial de Naciones Unidas sobre el clima desde que empezó la pandemia, y se celebra en un momento en el que la salud es una de las prioridades del programa político", subraya Juan Antonio Ortega, pediatra y coordinador del Comité de Salud Medioambiental de la AEP.

"La crisis climática es una amenaza real para la salud a la que se enfrenta la humanidad. Como médicos, reconocemos nuestra obligación ética de pronunciarnos sobre esta crisis de rápido crecimiento que será mucho más catastrófica y duradera que la pandemia de la covid-19", asegura Salvador Tranche, presidente la semFYC. "Los médicos de familia y pediatras nos encontramos en la primera línea en la protección de la salud, y es importante que reconozcamos las conexiones existentes entre el cambio climático y sus consecuencias en la salud", añade.

En este sentido, los representantes de ambas sociedades científicas instan al Gobierno de España y a sus responsables "a estar a la altura de sus responsabilidades, protegiendo a sus ciudadanos y a las generaciones futuras de la crisis climática".

Consecuencias del calentamiento global para la salud

En el Acuerdo de París de 2015, los gobiernos se comprometieron a tomar medidas para paliar el deterioro medioambiental y fijaron como objetivo reducir el incremento de la temperatura del planeta a 1,5 °C, para 2050. Ese es el límite de calentamiento que las evaluaciones científicas más recientes dejan claro que es necesario para evitar efectos catastróficos en la salud y prevenir millones de muertes por motivo del cambio climático. Sin embargo, el mundo se dirige actualmente hacia un calentamiento de 2,7-3,1 °C solo en este siglo.

cambio climatico co2 contaminacion pixabay 1

Cada décima de grado por encima de 1,5° C de temperatura tendrá un grave efecto en la vida y la salud de las personas, recuerdan los representantes de estas dos organizaciones, que recalcan que, aunque nadie está a salvo de estos riesgos, los grupos vulnerables serán los más afectados: embarazadas, lactantes, infancia y adolescencia, ancianos, enfermos crónicos y la población en situación de pobreza.

"La infancia es especialmente vulnerable a los efectos del cambio climático y la contaminación de los ecosistemas", destaca el doctor Ortega. A este respecto, la OMS reconoce que, pese a que los menores de 5 años son solo el 8,5% de la población, el 36% de su carga global de enfermedade es de causa ambiental. De hecho, se estima que hasta un 88% de la morbimortalidad atribuida a la emergencia climática recae en menores de 5 años.

La contaminación de los ecosistemas y la emergencia climática comparten origen y muchos de los efectos en la salud de las personas. "El 70% de las muertes prevenibles por enfermedades crónicas del adulto (cardiovasculares, respiratorias, neurológicas, renales, digestivas…) tienen su origen en factores de riesgo y exposiciones tempranas en las dos primeras décadas de la vida, desde el embarazo hasta el final de adolescencia, que podrían prevenirse", advierte Ortega.

En este contexto, el Grupo de Trabajo en Salud Planetaria de la semFYC y el Comité de Salud Medioambiental de la AEP destacan algunos datos para llamar la atención sobre el impacto en la salud humana: según cifras de 2019, la contaminación del aire mata a 6,8 millones de personas al año (45.000 españoles); las temperaturas no óptimas matan a 2 millones de personas anualmente; el número de muertes relacionadas con la contaminación del agua potable es de 1,66 millones; la pérdida de biodiversidad incrementa el riesgo de pandemias como la covid-19, y los eventos climáticos extremos y la escasez de recursos son factores de riesgo para padecer depresiones, desórdenes de estrés postraumático, ansiedad y suicidio.

"Urge la puesta en marcha de un sistema de salud más resiliente. Necesitamos naturalizar la salud, para enraizar la salud de las personas con la del planeta y conseguir una neutralidad de carbono en el sector sanitario en España para el 2035", puntualiza el coordinador del Comité de Salud Medioambiental de la AEP.

cambio climatico co2 contaminacion pixabay 071121Nuevas estructuras y capacidades

Desde la AEP y la semFYC se reclama que parte de los fondos europeos de Resiliencia y Next Generation contribuyan a apoyar y generar nuevas estructuras y nuevas capacidades "en un modelo de salud medioambiental, ahora ya global o planetaria, que de respuesta a la situación de emergencia climática". Entre ellas, citan:

• Crear, al menos, una unidad de salud medioambiental pediátrica en cada comunidad autónoma española.

• Desarrollar redes, impulsar la capacitación y formación en salud medioambiental de los profesionales y promover perfiles más verdes en el sector salud.

• Dar prioridad a los programas y acciones de adaptación y vulnerabilidad al clima en el embarazo, la infancia, la adolescencia y en los enfermos crónicos.

• Asegurar la neutralidad de carbono de los sistemas de salud para 2035, no solo de las instalaciones, sino incluyendo la huella de carbono en todos los programas de salud como indicador de control de la salud en la cronicidad e integrando la cartera de servicios de la naturaleza a los servicios de salud.

"La integración de la salud y la equidad en la política climática protege la salud de las personas, maximiza el retorno de la inversión y fomenta el soporte público para las acciones climáticas que se necesitan con urgencia. Un aire y un agua más limpios, suministros de alimentos más saludables y seguros, un sector de la salud resiliente y con bajas emisiones de carbono y un transporte y un diseño comunitario más ecológicos son beneficiosos para las personas, aquí y ahora", incide el presidente de la semFYC.

Como señalan los representanates de las dos sociedades científicas, será necesaria una redistribución sustancial de los recursos económicos y amplios cambios sociales. "Estos cambios no serán fáciles. Tendrán que superar la fuerte oposición de poderosos intereses creados. Afortunadamente, los avances tecnológicos, las políticas e instituciones necesarias ya están disponibles y la cooperación entre sociedades científicas, gestores y sociedad civil pueden ser importantes herramientas para impulsar progresos. Por nuestra parte, como profesionales sanitarios de confianza para las familias, no queremos eludir nuestra responsabilidad con la salud de las personas y del planeta. Un tercio de las muertes por la contaminación atmosférica de partículas producida por el hombre son atribuibles de forma directa del uso de combustibles fósiles. Estamos en código rojo para un futuro saludable", enfatiza el Dr. Ortega.

"Ambas organizaciones hemos declarado la emergencia climática global, y con esta declaración reconocemos la amenaza para la salud global que implica el cambio climático", apostilla el presidente de semFYC.

 



Deja un comentario

Recordamos que SALUD A DIARIO es un medio de comunicación que difunde información de carácter general relacionada con distintos ámbitos sociosanitarios, por lo que NO RESPONDEMOS a consultas concretas sobre casos médicos o asistenciales particulares. Las noticias que publicamos no sustituyen a la información, el diagnóstico y/o tratamiento o a las recomendaciones QUE DEBE FACILITAR UN PROFESIONAL SANITARIO ante una situación asistencial determinada.

SALUD A DIARIO se reserva el derecho de no publicar o de suprimir todos aquellos comentarios contrarios a las leyes españolas o que resulten injuriantes, así como los que vulneren el respeto a la dignidad de la persona o sean discriminatorios. No se publicarán datos de contacto privados ni serán aprobados comentarios que contengan 'spam', mensajes publicitarios o enlaces incluidos por el autor con intención comercial.

En cualquier caso, SALUD A DIARIO no se hace responsable de las opiniones vertidas por los usuarios a través de los canales de participación establecidos, y se reserva el derecho de eliminar sin previo aviso cualquier contenido generado en los espacios de participación que considere fuera de tema o inapropiados para su publicación.


*Campos obligatorios.