La exposición a la contaminación procedente del tráfico parece tener efectos adversos en la salud de los niños, y podría estar asociado a un aumento en la incidencia de leucemias infantiles. Así lo ha puesto de manifiesto un estudio epidemiológico llevado a cabo por investigadores del CIBERESP en el Centro Nacional de Epidemiología del Instituto de Salud Carlos III en colaboración con el Registro Español de Tumores Infantiles (RETI-SEHOP), de la Sociedad Española de Hematología y Oncología Pediátrica y la Universidad de Valencia. Este estudio ha sido publicado en la revista Environment International.

Publicado en Investigación