Opinión Por Miguel Barrueco Ferrero* Sábado, 27 Mayo 2017 11:21
= FONENDOSCOPIO DE ACTUALIDAD =

Indignidad

*Médico

Vote este artículo
(6 votos)
Superar la Selectividad con un una nota de las más altas, estudiar duramente seis años, preparar durante otro año más la prueba MIR y realizar la especialidad durante otros cuatro o cinco años es el trayecto que han realizado todos los MIR que han acabado hace unos días su especialidad. Duración del viaje: entre 10 y 11 años, en el mejor de los supuestos. Coste del billete: mucho esfuerzo y dinero invertido por ellos y sus familias. Destino final: el paro o la precariedad laboral en muchas ocasiones.

Miguel-Barrueco-interior

Ésta es la historia de unos profesionales que no se distingue demasiado de la de licenciados de otras áreas de actividad, quizás por su duración en el tiempo, pero que cuenta con algunos hitos en su camino que hacen que el final tenga un punto de indignidad.

Por acuerdos existentes entre Administración y sindicatos, los recién parados deben apuntarse a una bolsa de empleo desde la que se gestionan los contratos que la Administración va convocando, por lo general, contratos precarios (guardias, bajas laborales, sustituciones por vacaciones…).

Hasta aquí tampoco deben existir muchas diferencias con otros profesionales, pero en este caso la indignidad está en el criterio utilizado en la priorización de los contratos en esa bolsa, y es que, independientemente del currículo profesional de cada MIR, el orden en la bolsa viene determinado por la antigüedad en la misma. Estar inscrito en la bolsa dos segundos antes que otro compañero puede determinar que accedas a un puesto de trabajo o que permanezcas en el paro.

Cada año, el mismo día que terminan su especialidad, los médicos residentes buscan mil y una forma de ser los primeros en apuntarse y, así, la noche antes de que se abra la bolsa duermen en las puertas de los registros oficiales de la Junta de Castilla y León (como si quisieran sacar entradas para la final de la Champions) o buscan otras formas ingeniosas, como acudir al ayuntamiento de un pueblo perdido donde suponen que abrirán a las 8 de la mañana el registro y, previsiblemente, no habrá otros compañeros haciendo cola. Dos segundos de adelanto o retraso pueden determinar su futuro inmediato.

Esta situación se viene repitiendo en los últimos años sin que nadie levante la voz para protestar. Este año la Junta de Castilla y León abrió otro procedimiento para toda Castilla y León, y los residentes han dedicado el tiempo libre de sus últimos meses a cumplimentar todos los requisitos exigidos para esa nueva bolsa.

Pues bien, sólo una parte de la bolsa de algunas especialidades se puede gestionar por dicho procedimiento, ya que para otras muchas especialidades parece ser que han existido "dificultades administrativas" para tener el procedimiento a punto para la fecha prevista. Los residentes han cumplido con los requisitos que se les pedía en tiempo y forma, la Administración no.

Éste es un índice de a qué niveles se ha situado la dignidad del ejercicio profesional. Es obvio que la responsable es la Administración sanitaria y los perjudicados, en este caso, son los residentes, pero los cómplices somos todos los médicos, por acción u omisión.

 

1 comentario

  • Sábado, 27 Mayo 2017 12:42 Escrito por: Andrés

    Alguna culpa tendremos nosotros de la indignidad con q se nos trata… todos mirando para otro lado si nos beneficia una medida injusta e ilegal, muy indignados en las conversaciones privadas y luego orejas al suelo y a tragar…



Deja un comentario

Recordamos que SALUD A DIARIO es un medio de comunicación que difunde información de carácter general relacionada con distintos ámbitos sociosanitarios, por lo que NO RESPONDEMOS a consultas concretas sobre casos médicos o asistenciales particulares. Las noticias que publicamos no sustituyen a la información, el diagnóstico y/o tratamiento o a las recomendaciones QUE DEBE FACILITAR UN PROFESIONAL SANITARIO ante una situación asistencial determinada.

SALUD A DIARIO se reserva el derecho de no publicar o de suprimir todos aquellos comentarios contrarios a las leyes españolas o que resulten injuriantes, así como los que vulneren el respeto a la dignidad de la persona o sean discriminatorios. No se publicarán datos de contacto privados ni serán aprobados comentarios que contengan 'spam', mensajes publicitarios o enlaces incluidos por el autor con intención comercial.

En cualquier caso, SALUD A DIARIO no se hace responsable de las opiniones vertidas por los usuarios a través de los canales de participación establecidos, y se reserva el derecho de eliminar sin previo aviso cualquier contenido generado en los espacios de participación que considere fuera de tema o inapropiados para su publicación.


*Campos obligatorios.