Pacientes de cerca Por S. A. D. Martes, 18 Febrero 2020 11:05
SCAIC y SOCAP

El asma grave no controlada es responsable del 50% del gasto anual destinado a esta enfermedad

Esta variante de la patología afecta a un 5-10% de los asmáticos y sus síntomas graves pueden poner en peligro la vida del paciente

Vote este artículo
(0 votos)
En España se calcula que hay 3 millones de personas con asma. En España se calcula que hay 3 millones de personas con asma.

En España se calcula que hay 3 millones de personas con asma, y según algunos estudios, se cree que el asma grave afecta a alrededor de un 10% de los pacientes asmáticos, estimándose que un 50% de estos pacientes graves tiene un mal control de su enfermedad. Además, se estima que el asma grave no controlada es responsable del 50% del gasto sanitario anual destinado al asma.

Estas cifras demuestran la importancia de abordar adecuadamente esta enfermedad tanto para los pacientes como para la correcta eficacia del sistema sanitario. Así, al tratarse de una patología compleja, requiere de un abordaje interdisciplinar donde la colaboración entre neumólogos y alergólogos resulta fundamental.

La Societat Catalana d'Al·lèrgia i Immunologia Clínica (SCAIC) y la Societat Catalana de Pneumologia (SOCAP) celebran una reunión conjunta el 27 de febrero en l´Academia de Ciènces Mèdiques de Barcelona para abordar temas destacados como la inmunología básica del asma, las entidades que simulan o complican un asma grave y su manejo específico, así como las últimas actualizaciones sobre su diagnóstico y tratamiento.

Así, el asma grave se manifiesta con síntomas diurnos y nocturnos que pueden llegar a ser graves, poniendo en peligro incluso la vida del paciente. Estos pacientes suelen tener crisis repetidas, que requieren asistencia en Urgencias, ingreso hospitalario y tratamientos prolongados con esteroides orales. Además, muchos pacientes ven limitadas sus actividades diarias, laborales, familiares y de ocio, y tienen una calidad de vida muy afectada a causa de esta patología.

“Los síntomas del asma grave no difieren especialmente en los diferentes niveles de gravedad de la enfermedad (tos, sibilancias y disnea fundamentalmente), pero son más frecuentes y mas intensos. Con frecuencia precisan atención urgente, ocasionando absentismo escolar y laboral. Si no se consigue un adecuado control, es una enfermedad invalidante y que altera la calidad de vida”, asegura la doctora Concepción Cañete, coordinadora científica de la reunión.

Diagnóstico y tratamientos disponibles para asma

El abordaje del asma es escalonado y pasa en primer lugar por realizar un diagnóstico correcto, descartando otras enfermedades que puedan simular síntomas asmáticos, lo cual permite adecuar las pautas de tratamiento. “Se debe evaluar el grado de gravedad, que el tratamiento prescrito es adecuado y que el paciente lo está tomando. En ese punto se pasa a evaluar los mecanismos por los que la enfermedad permanece incontrolada para poder ofrecer el tratamiento más óptimo en cada caso”, declara la doctora Concepción Cañete.

Por ello, el manejo del asma, y más cuando es grave, requiere la implicación del paciente, especialmente en los aspectos de conocimiento de su enfermedad y adherencia al tratamiento.

En este sentido, en los últimos años han surgido varios tratamientos biológicos que son eficaces para mejorar el control del asma grave, aunque debe hacerse un uso racional de ellos debido a que tienen un alto coste. En este sentido, la colaboración entre alergólogos y neumólogos es esencial a la hora de fenotipar correctamente a cada paciente, así como de elegir el tratamiento más adecuado en cada caso.

Inmunología básica del asma

La clasificación de los fenotipos se realiza en función del origen del asma, que puede ser extrínseca (alérgica) o intrínseca (no alérgica), según el patrón inflamatorio (eosinofílico, neutrofílico, mixto granulocítico, paucigranulocítico) o según los fenotipos moleculares T2 alto y T2 bajo.

Además, tradicionalmente, el asma se ha relacionado con la atopia, alergia, inflamación eosinofílica y respuesta a los corticosteroides. “Un gran porcentaje de los pacientes con asma muestra este patrón fisiopatológico y, en consecuencia, este comportamiento clínico, aunque no es el caso de todos los asmáticos. Este tipo de pacientes con predominio de respuesta de T2 (T2 altos) puede verse tanto en los pacientes asmáticos de comienzo precoz como tardío”, explica la doctora Irina Bobolea, también coordinadora científica de la reunión.

“Sin embargo, la utilidad clínica de estos fenotipos es limitada por la gran heterogeneidad de mecanismos subyacentes, es decir, endotipos encontrados en cada fenotipo molecular. Dentro del fenotipo T2 alto podemos encontrar, por ejemplo, asma alérgica, asma eosinofílica de inicio tardío, asma con intolerancia a aspirina, etc. Es en estos pacientes, los T2 altos, donde las nuevas terapias dirigidas pueden ocupar un papel relevante”, añade.

En el caso del asma alérgica, se diagnostica mediante una historia clínica sugestiva, confirmada por pruebas cutáneas positivas concordantes y/o específicas a los alérgenos sospechosos. Suele iniciarse en la infancia y se asocia a otras manifestaciones atópicas (dermatitis atópica, rinitis alérgica).

Sin embargo, esta patología también puede debutar en la juventud e incluso en edades más avanzadas, aunque no sea lo más habitual. “La inhalación de desencadenantes alergénicos específicos puede producir broncoconstricción aguda, habitualmente seguida por una respuesta tardía. Este endotipo incluye un amplio rango de gravedad y de respuestas al tratamiento”, afirma la doctora Irina Bobolea.

Reunión SCAIC – SOCAP

El conocimiento actual en medicina implica la integración de diferentes disciplinas a niveles cada vez más complejos. De hecho, como incide la doctora Concepción Cañete, “es difícil que una sola especialidad domine de forma exhaustiva los aspectos de una enfermedad”. De ahí la importancia de reuniones periódicas entre médicos de distintas especialidades.

En este sentido, la reunión entre la Societat Catalana d'Al·lèrgia i Immunologia Clínica (SCAIC) y la Societat Catalana de Pneumologia (SOCAP) persigue “formalizar” la relación entre alergólogos y neumólogos, a pesar de que ya es habitual en la práctica clínica desde hace muchos años. “En la última década nuestra colaboración ha crecido gracias, especialmente, a los nuevos tratamientos para el asma grave”, comenta la doctora Irina Bobolea.

Así, se espera que esta jornada sea la primera de muchas entre estas dos sociedades científicas, con el objetivo de mejorar el conocimiento y optimizar el manejo conjunto del asma y el asma grave, además de lograr una mejor comprensión acerca de los mecanismos por los que se produce la enfermedad y la posibilidad de desarrollar planes de manejo. Asimismo, se presentará un caso práctico para compartir los retos que plantean los pacientes y cómo superarlos.

 



Deja un comentario

Recordamos que SALUD A DIARIO es un medio de comunicación que difunde información de carácter general relacionada con distintos ámbitos sociosanitarios, por lo que NO RESPONDEMOS a consultas concretas sobre casos médicos o asistenciales particulares. Las noticias que publicamos no sustituyen a la información, el diagnóstico y/o tratamiento o a las recomendaciones QUE DEBE FACILITAR UN PROFESIONAL SANITARIO ante una situación asistencial determinada.

SALUD A DIARIO se reserva el derecho de no publicar o de suprimir todos aquellos comentarios contrarios a las leyes españolas o que resulten injuriantes, así como los que vulneren el respeto a la dignidad de la persona o sean discriminatorios. No se publicarán datos de contacto privados ni serán aprobados comentarios que contengan 'spam', mensajes publicitarios o enlaces incluidos por el autor con intención comercial.

En cualquier caso, SALUD A DIARIO no se hace responsable de las opiniones vertidas por los usuarios a través de los canales de participación establecidos, y se reserva el derecho de eliminar sin previo aviso cualquier contenido generado en los espacios de participación que considere fuera de tema o inapropiados para su publicación.


*Campos obligatorios.