Pacientes de cerca Por S. A. D. Domingo, 30 Abril 2017 13:49
'12 meses, 12 consejos'

La fisioterapia ayuda a prevenir la atrofia muscular, la rigidez articular y la aparición de trombosis en pacientes encamados

Los colegios profesionales dan una serie de recomendaciones a cuidadores para aplicar las técnicas más adecuadas en las acciones de movilización y evitar así problemas de espalda

Vote este artículo
(0 votos)
Los pacientes que permanecen en cama mucho tiempo necesitan cuidados especiales. Los pacientes que permanecen en cama mucho tiempo necesitan cuidados especiales. pixabay.com

Los colegios profesionales de fisioterapeutas de la Comunidad de Madrid, Cataluña, País Vasco, Navarra y Galicia recuerdan que la aplicación de técnicas de fisioterapia contribuye a prevenir las complicaciones más típicas que aparecen en los pacientes encamados, como la atrofia muscular, la rigidez articular o la aparición de trombosis venosas.

Según explica José Santos, secretario general del Colegio Profesional de Fisioterapeutas de la Comunidad de Madrid (CPFCM), el paciente encamado está expuesto a numerosas complicaciones: escaras, infecciones respiratorias, trombosis venosas o atrofia muscular. “Los cambios posturales van dirigidos a movilizar al paciente encamado que no se puede mover por sí mismo para evitar estas complicaciones”, asegura.

Dentro de su campaña 12 meses, 12 consejos de salud, el CPFCM ha decidido orientar su videoconsejo del mes de abril (https://youtu.be/bmaV1BMDsug) a los cuidadores no profesionales que se encargan de los cuidados domiciliarios de personas encamadas, indicando una serie de técnicas y recomendaciones bastante sencillas que les facilitarán la ejecución de una práctica indispensable en estos casos: los cambios posturales de los enfermos.

Muchas de las lesiones que sufren cuidadores profesionales y no profesionales se producen en la movilización de los pacientes que no pueden moverse por sí mismos y que necesitan la ayuda de un tercero para realizar esos cambios posturales.

A la hora de mover al paciente es conveniente tener en cuenta una serie de pautas biomecánicas: mantener la espalda recta, flexionar las piernas a la hora de ejecutar la maniobra, aproximar el cuerpo a la persona a la que se está ayudando, garantizar la seguridad del agarre, ampliar la base de apoyo del cuidador (un compás amplio de apertura de piernas con un pie orientado en dirección al movimiento que se quiere realizar y el otro ligeramente flexionado para ayudar en el movimiento).

El cambio postural, indispensable

Una de las primeras pautas a seguir es garantizar cierta regularidad en esos cambios posturales. La recomendación de los colegios de fisioterapeutas es mover a los pacientes con un intervalo no superior a dos horas para evitar la aparición de úlceras por presión o escaras. El uso de colchones especiales anti-escaras también previene la aparición de estas úlceras, ya que redistribuyen la presión por toda la superficie corporal y la estructura ósea, evitando estas situaciones.

También es importante cuidar la alimentación del paciente. Una dieta adecuada que garantice el consumo de proteínas y vitaminadas, y una correcta hidratación contribuyen a prevenir la aparición de las complicaciones anteriormente mencionadas. También es necesaria una higiene correcta, con especial atención al secado de las zonas de piel más delicadas, y conseguir una adecuada hidratación de la piel con la utilización de cremas especiales. Otras técnicas como la utilización de almohadas también contribuyen a una adecuada alineación corporal.

Al margen de estos consejos, la aplicación directa de técnicas de fisioterapia respiratoria “ayuda a evitar patologías respiratorias y mejora las secreciones bronquiales”, según aclara José Santos.

El videoconsejo del mes de abril también pone en valor la importancia de mover al paciente de la forma más adecuada a la hora de ejecutar los cambios posturales. Utilizar las sábanas y evitar agarrar al paciente por el cuello o los brazos son pautas que deben seguirse, intentando en todo caso cambiar la posición del paciente empujando en los hombros y las caderas.

 



Deja un comentario

Recordamos que SALUD A DIARIO es un medio de comunicación que difunde información de carácter general relacionada con distintos ámbitos sociosanitarios, por lo que NO RESPONDEMOS a consultas concretas sobre casos médicos o asistenciales particulares. Las noticias que publicamos no sustituyen a la información, el diagnóstico y/o tratamiento o a las recomendaciones QUE DEBE FACILITAR UN PROFESIONAL SANITARIO ante una situación asistencial determinada.

SALUD A DIARIO se reserva el derecho de no publicar o de suprimir todos aquellos comentarios contrarios a las leyes españolas o que resulten injuriantes, así como los que vulneren el respeto a la dignidad de la persona o sean discriminatorios. No se publicarán datos de contacto privados ni serán aprobados comentarios que contengan 'spam', mensajes publicitarios o enlaces incluidos por el autor con intención comercial.

En cualquier caso, SALUD A DIARIO no se hace responsable de las opiniones vertidas por los usuarios a través de los canales de participación establecidos, y se reserva el derecho de eliminar sin previo aviso cualquier contenido generado en los espacios de participación que considere fuera de tema o inapropiados para su publicación.


*Campos obligatorios.