Profesionales Por S. A. D. Domingo, 26 Enero 2020 12:00
jornada

¿Cuándo ingresar a un paciente de manera involuntaria?

La Comisión de Deontología del ICOMEM considera necesario que los profesionales conozcan la regulación tanto en unidades de psiquiatría como en residencias de personas mayores

Vote este artículo
(0 votos)
Lidia Prada, Mónica González, Andrés Bedate, Miguel Ángel Sánchez Chillón, María Jesús del Yerro y David Rentero Martín. Lidia Prada, Mónica González, Andrés Bedate, Miguel Ángel Sánchez Chillón, María Jesús del Yerro y David Rentero Martín.

La Comisión de Deontología del Ilustre Colegio Oficial de Médicos de Madrid ha detectado que los conflictos en las urgencias psiquiátricas están relacionados en la mayoría de los casos con la decisión de internamiento de pacientes con demencias y con trastornos mentales graves.

Un tema que ha sido abordado en un foro de debate en el que han intervenido Lidia Prada Zurdo, jueza de refuerzo adscrita al Tribunal Superior de Justicia de Madrid, Mónica González Sanz, fiscal de la Audiencia Provincial y el Dr. David Rentero Martín, médico psiquiatra, del Área de Gestión Clínica de Psiquiatría y Salud Mental. Hospital U. 12 de Octubre. Expertos que han analizado las dificultades legales y los dilemas éticos- deontológicos que suele generar el ingreso no voluntario para los profesionales de la Medicina.

El presidente del Colegio de Médicos de Madrid, el Dr. Miguel Ángel Sánchez Chillón, advirtió que cada año en la Comisión de Deontología se abren más 300 expedientes por denuncias o quejas desde ámbitos diversos y, en algunos casos, se inicia un expediente disciplinario a un colegiado. “Para evitar llegar a esta situación este tipo de foros pueden ayudar a los profesionales a actualizar sus conocimientos jurídicos y legales. Lo que hemos advertido es que el desconocimiento a veces provoca que el médico cometa errores que pueden evitarse”, concluye.

Por su parte, la Dra. María Jesús del Yerro, coordinadora de este encuentro, y vocal de la Comisión de Deontología, ha explicado que “lo ideal sería lograr que el paciente alcance una mayor responsabilidad, potenciando su autonomía personal, relegando la medida del internamiento hospitalario para casos concretos y específicos, con un mayor control y protección, tanto médico como judicial. No obstante, las personas con trastornos mentales o demencias tienen descompensaciones, por falta de eficacia de los tratamientos disponibles, por abandono prematuro de los tratamientos farmacológicos y psicoterapéuticos o por la concurrencia de otras circunstancias adversas. Y ante una descompensación los profesionales médicos se plantean qué hacer, cómo actuar e incluso dónde y cómo trasladar al paciente, si la opción es un internamiento”.

Ingreso en residencias

La Dra. Del Yerro alerta de una situación que cada vez se repite más en las plantas de Medicina Interna de los hospitales. “Me refiero a las personas mayores que tienen el alta del hospital pero que no pueden volver a su domicilio por no poder cuidar de sí mismas y no disponer de familiares que lo puedan realizar. Entonces hay que solicitar plaza residencial de urgencia, para lo que se necesita la autorización judicial previa al internamiento".

Por su parte, Dña. Mónica González insiste en la necesidad de que, además de los diagnósticos médicos y tratamientos de los pacientes, se realice una valoración funcional del desempeño de actividades básicas e instrumentales de la vida diaria y se les faciliten los datos disponibles sobre la situación social y familiar de estas personas.”

Mayor interés

Entre los médicos asistentes el interés se centró en si los ingresos involuntarios en plantas médicas o quirúrgicas generales, no psiquiátricas, es necesario o no comunicarlos y pedir autorización al Juzgado. Es decir, en aquellos casos en los que una patología orgánica provoca síntomas psíquicos. Un caso tipo puede ser el de un paciente que ha sufrido un ictus, está ingresado en Neurología y presenta un síndrome confusional agudo. En estos casos, Dña. Lidia Prada informa que el criterio mayoritario entre los Jueces es que no es necesario solicitar autorización para ese ingreso.

El Dr. David Rentero planteó las dificultades a las que se enfrentan los profesionales de la Psiquiatría en las urgencias hospitalarias cuando deben indicar un internamiento psiquiátrico involuntario.

Todas las cuestiones presentadas en este encuentro serán publicadas en un documento de la Comisión de Deontología que se distribuirá entre toda la colegiación madrileña.

Imprudencias médicas

En España se interponen cada año 50.000 reclamaciones por mala praxis, e incluso se prevé que aumenten las reclamaciones a sanitarios por vía penal dentro del nuevo supuesto legal de imprudencia grave. Por ello, la Comisión de Deontología celebra el 11 de febrero un encuentro con la colaboración de la Asociación de Magistrados Francisco Vitoria para analizar las dificultades de los médicos en su práctica clínica.

 



Deja un comentario

Recordamos que SALUD A DIARIO es un medio de comunicación que difunde información de carácter general relacionada con distintos ámbitos sociosanitarios, por lo que NO RESPONDEMOS a consultas concretas sobre casos médicos o asistenciales particulares. Las noticias que publicamos no sustituyen a la información, el diagnóstico y/o tratamiento o a las recomendaciones QUE DEBE FACILITAR UN PROFESIONAL SANITARIO ante una situación asistencial determinada.

SALUD A DIARIO se reserva el derecho de no publicar o de suprimir todos aquellos comentarios contrarios a las leyes españolas o que resulten injuriantes, así como los que vulneren el respeto a la dignidad de la persona o sean discriminatorios. No se publicarán datos de contacto privados ni serán aprobados comentarios que contengan 'spam', mensajes publicitarios o enlaces incluidos por el autor con intención comercial.

En cualquier caso, SALUD A DIARIO no se hace responsable de las opiniones vertidas por los usuarios a través de los canales de participación establecidos, y se reserva el derecho de eliminar sin previo aviso cualquier contenido generado en los espacios de participación que considere fuera de tema o inapropiados para su publicación.


*Campos obligatorios.