Imprimir esta página
Servicios Sociales Por S. A. D. Miércoles, 30 Octubre 2019 11:15
CONGRESO INTERNACIONAL

El Imserso apuesta por el desarrollo de la prestación de asistencia personal que recoge la Ley de Dependencia

Los expertos creen que las ciudades deben estar mejor preparadas para cuidar a las personas al final de su vida

Vote este artículo
(0 votos)
Una de las ponencias celebradas en el marco del congreso. Una de las ponencias celebradas en el marco del congreso. Edad & Vida

El Instituto de Mayores y Servicios Sociales (Imserso) apuesta por el desarrollo de la prestación económica de asistencia personal recogida en la Ley de Dependencia, que tiene como finalidad la promoción de la autonomía de las personas en situación de dependencia, en cualquiera de sus grados.

Así lo manifestó el director adjunto de la institución, Pablo Martínez, durante su intervención en el VII Congreso Internacional Dependencia y Calidad de Vida. Integración: de modelos a resultados, que se celebra estos días en Barcelona y que congrega a numerosos expertos nacionales e internacionales con el objetivo de aportar soluciones al reto que supone el envejecimiento de la población, unido al incremento de la longevidad, la cronicidad y la pluripatología.

En la sesión, Martínez explicó que el objetivo de esta prestación económica es "contribuir a la contratación de una asistencia personal durante un número de horas que facilite al beneficiario el acceso a la educación y al trabajo, así como una vida más autónoma en el ejercicio de las actividades básicas de la vida diaria". Sin embargo, la regulación del desarrollo de esta prestación se reduce actualmente "a un breve artículo 19 de la Ley de Dependencia con algunas cuestiones por especificar", por lo que avanzó que desde la Dirección General del Imserso y las direcciones generales de las CCAA se está trabajando "sobre aspectos relativos a su definición, objeto, requisitos y formación".

En este sentido, recalcó que es necesario regular de forma adecuada la figura del asistente personal, "determinando su finalidad, sus características y sus objetivos principales para que se encamine a lograr una vida lo más independiente posible de la persona en situación de dependencia, facilitando su acceso a aspectos tan importantes como la formación, la participación en la comunidad, la cultura, el ocio o el tiempo libre".

Por último, Martínez subrayó que el objetivo es que, "en un breve plazo, el Consejo Territorial de Servicios Sociales y del SAAD (Sistema para la Autonomía y Atención a la Dependencia) aprueben un texto que permita su tramitación normativa, para contar con una regulación específica y homogénea que asegure una verdadera situación de igualdad en el reconocimiento de este tipo de prestaciones en todo el territorio nacional".

Edad Vida Congreso 2019 Patxi del CampoEnfermedad avanzada

Durante el congreso, que será clausurado esta tarde por la ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social en funciones, María Luisa Carcedo, expertos en Sanidad, atención y cuidados a personas mayores han coincidido en que las ciudades deben estar mejor preparadas para cuidar a las personas que afrontan una enfermedad avanzada o el final de su vida. 

Esta es una de las conclusiones a la que llegaron los diferentes participantes de la sesión Atención al final de la vida: ciudades compasivas o cuidadoras, presidida por Joan Berenguer, director de la Fundación Mémora y moderada por Xavier Gómez, director del Observatorio Qualy del ICO; de la Cátedra de Cuidados Paliativos de la Universitat de Vic; director científico del Programa para la atención integral de personas con enfermedades avanzadas de la Obra Social "la Caixa" y responsable de Atención Paliativa de DomusVi. 

Todos ellos estuvieron de acuerdo en que se están construyendo ciudades que no dan derecho a las personas mayores a vivir en buenas condiciones, e insistieron en la idea de crear comunidades compasivas "que permitan el cuidado colectivo de las personas al final de su vida y la de sus familiares, personas cuidadoras y allegadas".

Así, el director del Instituto MAP (Música, Arte, Proceso), Patxi del Campo, presentó el proyecto Vivir con Voz Propia, que nació en 2013 para reflexionar sobre el final de la vida y promover el cumplimiento de un itinerario vital completo, personalizado y respetuoso con la persona, fomentando la participación y la capacidad de decisión en su proceso vital.

Según explicó del Campo, esta iniciativa "engloba todos sus objetivos en un proyecto holístico denominado Vitoria-Gasteiz, Vecindario Compasivo, mediante el que se pretende contribuir a crear una ciudad más sensibilizada y preparada para cuidar a las personas que afrontan una enfermedad avanzada o el final de su vida en soledad".

Apuesta por la vuelta a la comunidad

Por su parte, Julio Gómez, médico y coordinador del Servicio de Cuidados Paliativos del Hospital San Juan de Dios de Santurce, apuntó que las ciudades "cuidadoras y compasivas solo se pueden construir sobre una importante implicación de la sociedad civil, con un liderazgo de la Administración pública más cercana y con el soporte de instituciones o grupos referentes en el territorio".

El experto incidió en la necesidad de humanizar la atención al final de la vida, ya que "el 95% del tiempo del final de nuestras vidas lo pasaremos con familiares y allegados, mientras que solo un 5% de ese tiempo estaremos acompañados de profesionales". En este sentido, Gómez explicó el caso pionero de atención al final de la vida que han implantado en Santurce, cuyo foco no se encuentra en los servicios y los profesionales, sino en las comunidades y en las personas que las configuran, siendo la salud un bien relacional. En palabras del paliativista, "se trata de extender la responsabilidad del cuidado de la vida, volver a la comunidad, con la finalidad de que en ningún caso nadie muera con dolor, miedo o soledad".

Mientras, Libby Sallnow, profesora clínica superior de la Universidad College London (Reino Unido) y experta en Medicina Paliativa, se centró en el desarrollo de las comunidades compasivas o cuidadoras y en la atención paliativa como parte de la atención sanitaria universal. En su ponencia, Sallnow reflexionó sobre la perspectiva de salud pública en relación a los cuidados paliativos y abogó por tener en cuenta "la prevención, la intervención precoz y la necesidad de minimizar el daño de la enfermedad".

Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies Para encontrar más información, sigue el siguiente enlace Política de cookies.