Imprimir esta página
Servicios Sociales Por S. A. D. Viernes, 22 Mayo 2020 23:15
APOYO

Las personas sordas podrán recibir atención psicológica en lengua de signos

La red asociativa de la confederación estatal pone en marcha un servicio gratuito para hacer frente a situaciones derivadas de la actual crisis sanitaria

Vote este artículo
(0 votos)

La Confederación Estatal de Personas Sordas (CNSE) y su red asociativa han puesto en marcha un servicio de asistencia psicológica en lengua de signos para hacer frente a situaciones derivadas de la crisis sanitaria del COVID-19 que afecten a personas sordas de todo el país.

Esta prestación, que se ofrece gratuitamente a través de videoconferencia o chat, está dirigida principalmente a personas sordas contagiadas o que estén expuestas al contagio, a aquellas con patologías previas y mayor riesgo de afectación, a las que han sufrido la pérdida de algún familiar por esta enfermedad y a las que se encuentren en una situación de aislamiento derivada del coronavirus, como es el caso de las personas mayores sordas.

"Si el confinamiento es psicológicamente difícil de sobrellevar para la población en general, para las personas sordas y, muy especialmente, para los mayores sordos, lo es más, dada la falta de contenidos de cultura y de ocio accesibles", afirma la presidenta de la CNSE, Concha Díaz.

Profesionales de la Federación de Personas Sordas de Galicia (FAXPG), de la Agrupación de Personas Sordas de Zaragoza y Aragón (ASZA), de la Federación de Personas Sordas de las Islas Canarias (FASICAN) y de la Fundación CNSE llevan a cabo esta atención que, tal y como asegura la presidenta de la organización, ofrece un valor añadido. "A través de nuestra red, las personas sordas pueden ser atendidas directamente en lengua de signos o en la modalidad comunicativa que requieran. Además, cuentan con psicólogas y psicólogos con un amplio conocimiento de la comunidad sorda", señala.

La saturación de los hospitales, las elevadas cifras de enfermos y fallecidos o la inestabilidad laboral y económica sobrevenidas a raíz de esta crisis global "preocupan a cualquiera; cuánto más a quienes encontramos barreras para acceder a los servicios públicos, a la atención sanitaria y a la información y la comunicación", añade Díaz, quien indica que la ansiedad que genera estos problemas de accesibilidad está siendo el denominador común en la mayor parte de los casos que atiende este equipo de psicólogos de la red CNSE.

"Si bien existen recursos como los intérpretes de lengua de signos o la plataforma de videointerpretación SVIsual, que permiten esta comunicación accesible, en la práctica se olvidan de utilizarlos, e incluso se nos niega su uso", afirma la presidenta de la entidad. En esta línea, la CNSE ha puesto a disposición de la Fundación Psicología sin Fronteras dicho servicio de videointerpretación, que permite la comunicación a distancia y en tiempo real entre personas sordas y oyentes tanto en lengua de signos como signo y voz o texto escrito.

Con esta iniciativa, se quiere reforzar el acceso de este colectivo y sus familias a los servicios de salud mental, dado que la mayoría de los servicios surgidos a raíz de esta crisis sanitaria se prestan telefónicamente o a través de fórmulas que no son viables para la población sorda.

Para paliar estas dificultades, la confederación y sus entidades asociativas han impulsado toda una red de atención a personas sordas frente a la COVID-19 que, además de ofrecer asistencia psicológica, pone a disposición de este colectivo los recursos necesarios para acceder a la información sobre el coronavirus, a las distintas medidas gubernamentales, para gestionar ayudas y prestaciones, para comunicarse sin barreras durante la hospitalización o seguimiento domiciliario, y en el caso de personas mayores o dependientes, para satisfacer necesidades básicas como comprar comida o medicamentos. 

 

Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies Para encontrar más información, sigue el siguiente enlace Política de cookies.