Más de una quincena de países europeos han anunciado restricciones a los vuelos y transportes procedentes de Reino Unido tras la aparición de una nueva cepa de coronavirus que sería un 70 por ciento más contagiosa que la original. España, por su parte, reforzará en aeropuertos y puertos el control de verificación de pruebas PCR a las personas que lleguen desde el Reino Unido, mientras que Illa dice que "no le consta" la presencia de la cepa británica de coronavirus en España y que la vacuna será efectiva contra la nueva cepa. 

Publicado en Pacientes de cerca